martes, 19 de septiembre de 2017

Aquella a quién llamas madre: ¿Fue un sueño?

¡HOLA, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores!

Quería dar la bienvenida a los nuevos seguidores, ya que he notado que hay nuevos por este espacio y me ha parecido que como buena época de estudios, trabajo, y conciliación de vida, debemos tener presente nuestro principal eje, LAS MADRES. 
Esas personas que a veces son tan poco valoradas cuando deciden tomar un acto, cuando les toca ser severas pero que muy a desgana deben hacer lo posible por mostrar lo que debe ser mejor para nosotros y muchas veces, no es comprendido el dolor tras una sonrisa, la preocupación tras una noticia mala, la alegría por una noticia buena y las pitiminadas a veces, nos sacan de quicio pero dejemos aun lado todo eso y os recibo como mujer madre de hijos, padres que os toca a veces soportar también cargas innecesarias. 
Bienvenidos a El Rincón de Keren, 
a los nuevos y los ya habituales.
 ¡¡Os tengo presentes!!

Imagen Extraída de Google 

Lo recuerda como un sueño, sus manos se entrelazaban por el recorrer de sus trenzas en una especie de sueño. Parecía que en aquel estado de amor por su hijita su estado de liberosis era el acariciar de la piel de su hija mayor ahora pasando por una época un tanto peliaguda.
Ella pensaba que era un sueño, pero la grácil mano rodeando su menudo cuerpo a pesar de tener diez y seis años eran las apacibles manos de madre las que siempre le hacían dejar de  llover en su interior. Era un sueño en el que lo malo quedaba a un lado y la magia del amor se fundían en un baile, aunque medroso por el porvenir de un futuro incierto, se convertían en el hogar de una niña, aunque pronto mujer, no solo la acogía en silencio, sino que el sigilo con el que su corazón acariciaba al dolor aplacándolo con dúctil melancolía no solo por el inefable diagnóstico para ella hacían más llevadero la enfermedad.
Los días de umbría ya no lo eran pues un sensitivo amor se respiraba con la armonía que a cualquiera dejaría pasmado de lo inmenso que era.


Madre solo hay una. 

Imagen retocada de Google 



©EL RINCÓN DE KEREN

domingo, 17 de septiembre de 2017

Reseña: PHILADELPHIA, de Christopher Davis

¡HOLA, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores!

©El Rincón de Keren

Bienvenidos lectores,
Les traigo una apuesta interesante de leer. Esta lectura, poco pesada y que cabe perfectamente en el bolso,
es mi propuesta a fin de darles un motivo por el que decantarse a leer. 
Muchos la conocerán por la película ya que gracias a esta contundente novela se inició el film de la propia.
Quédense, ya que quizás sea de agrado. 

¡Allá vamos!


PHILADELPHIA
Autor: Christopher Davis



Sinopsis: "Philadelphia aborda las implicaciones humanas del sida y asume con insólita valentía su punto más álgido: la discriminación social y laboral que padecen los afectados de por esta terrible enfermedad. Andrew Beckett, un joven abogado, un joven abogado, ve frustrada su brillante trayectoria a causa de su condición homosexual y enfermo de sida. (..)"


Reseña: Andrew Beckett, es un brillante abogado que pasa a formar parte del bufete de abogados como asociado en Wyant, Wheeler. Aparentemente Beckett es un excelente abogado negro al que nada se le escapa, precavido, y muy buen abogado que vive por y para el puesto de abogado. Salió de una de las mejores Universidades con las mejores notas, las mejores referencias y sobretodo, ingresar en Wyant , Wheeler es algo que ve como una gran oportunidad profesional a pesar de haber sido aceptado en otros bufetes, pero aunque Andrew se esfuerza mucho en ser el mejor, en destacar y sobretodo cumplir con su oficio, la enfermedad del sida desgraciadamente se le apareció en el momento más determinante de su vida profesional. Aquello no ayudaba ya que, aquello no era nada más que la punta del iceberg por que además, Adrew era homosexual o como otros dicen, gay. Decide contárselo únicamente a los más allegados como familia y algunos asociados del bufete y por supuesto, a Miguel o como el solía mencionarle, su amante. Incluso con la enfermedad avanzando y dejandole en ocasiones de lo más débil, conseguía cerrar los más duros casos en los juicios ¿Cómo no iban a ascenderle de categoría? o al menos eso creía Beckett. Lo cierto es que así fue y un dia de madrugada como ya iba siendo habitual en este oficio mientras se revisaba otros casos Andrew fue llamado por el señor Wheeler, dueño y jefe del bufete en el que Andrew había sido escogido para hablar con él. Los más grandes estaban allí para hablarle de algo sumamente importante, y lo cierto es que lo era. Le habían concedido la oportunidad de que llevara un caso, el caso Highline en el que se jugaban una cuantiosa suma, estabamos hablando de millones. Fué la oportunidad que necesitaba para su gran empujón a su carrera pero aunque todo aquello era una buena oportunidad, últimamente la enfermedad del VIH le estaba pasando factura, de tal manera que a Andrew se le comenzaba a notar en el rostro. Tras mucho discutir con Miguel, deciden llevar el caso desde casa con los pocos asociados y amigos que conocer la situación de Andrew. 
Andrew y ellos consiguen dejar a punto el caso despues de semanas de trabajo pero misteriosamente, el archivo en que se encuentra Highlight desaparece como de la nada y tras muchos nervios y busquedas en todos los lugares posibles finalmente, el archivo es encontrado casi a punto de ser archivado por casualidad pero que sin embargo consiguen encontrar para sacar con sobresaliente un caso que Andrew consigue solventar casi sin problemas. Poco después , Andrew Beckett es despedido aparentemente por una mala gestión del caso y comienza una lucha en la que Andrew y Wheeler tendrán que enfrentarse. En efecto, Adrew demanda al bufete de abogados en done aparentemente se le apreciaba por su trabajo y no por que tuviera una enfermedad o fuera homosexual o mucho menos por tener un amante. 

Andrew conocía a Joe Miller, un abogado negro que admiraba pero, juntos o más bien Miller conocerá que no solo la sociedad tiene prejuicios acerca de la Homosexualidad o el VIH.

Wyant Wheeler es una empresa respetable y muy poderosa, estarán dispuestos a cualquier cosa, por lo que ... ¿Ganará Andrew Becket junto con la ayuda de Joe Miller el caso?

Opiniones y algunos datos breves
Philadelphia, es el libro que más me ha gusta hasta el momento. No solo se atreve con lo controvertido acerca de del sida (VIH) también con la homosexualidad y lo explica desde el punto de vista del lo normal que de ser una persona en cuanto a el sida. Todos deseamos vivir , casarnos, o tener nuestra familia y Andrew Beckett tiene muchísimas ganas de vivir. En varias ocasiones llega a mencionar: "Aun no es mi hora"

 Lo que le da más valor todavía es el amor que se tienen Andrew y Miguel . El apoyo y los pocos pelos en la lengua que se  tienen el uno a el otro. Andrew viene de una familia en la que se han tenido que hacerse a si mismo, no son ricos pero le enseñaron a luchar por lo que quería uno y nunca se detiene incluso cuando el sida anida en su interior.

La superación me impacta aun sabiendo que tiene las de perder. Es algo que nos deberían de inculcar a todos.

Christopher Davis, no solo es capaz de forjar interes acerca del tema de sociedad sino que lográ con sobresaliente cortar la respiración en unos juicios llenos de un completo: Misterio, por lo que te hace devorar las paginas para querer saber más apesar de que los capitulos son largos, Nerviosismo: por las declaraciones de cada declarante; Rabia: por los grandes magnates y su intransigencia acerca de lo sucedido ... y montón de sensaciones que a lo largo de la novela uno va recorriendo por su interior evocado por cada palabra de esperanza , o palabras que le hacen a uno hervir la sangre. 
Fue un cumulo de sensaciones. 

Sobre el autor Christopher Davis, no había leído ninguno de él pero nos propone algunos libros sobre Drama Social, Thriller, Aventura, Novela Romántica ,Terror, Acción, Policíaca, Ciencia Ficción, Novela Erótica, Autobiografía y Narrativa General al final del libro.

Por lo que, lo recomiendo al 100%


Autor: Chistopher Davis
Libro: PHILADELPHIA
209 páginas 
Año de publicación: 1995
Narrativa traducida
Mi nota personal: 10/10 

Tan solo decirles que es muy bueno e interesante. Por lo menos, desde mi punto de vista. Espero de todo corazón que les haya impactado y sobretodo les haya gustado para incluirla en la estantería de su espacio lector. 

¡Feliz día y feliz lectura!

( la forma de votar es única y absolutamente personal en la que 10 es la mejor y las inferiores, por lógica, es de menor gusto, gracias por leer) 

©El Rincón de Keren








miércoles, 13 de septiembre de 2017

Esa familia cercana

¡HOLA, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores!

Imagen retocada extraída de Google


Confiaba en que aquel malestar tan solo fuera eso, un mal. La noche transcurría sin sin ninguna novedad. Insípida, sin chispa, aburrida. Tan solo faltaban las noticias del telediario para rematar y acabar en un desastre de día. Por lo que el día no resultaba productivo ni tan siquiera un poco. Corine decidió abrir la revista y apartar la mente de lo que ya era casi rutina: Acabar furiosa por una noticia y maldiciendo una vez mas como testigo, todo el vecindario , y acabar el día con un humor de perros.

En la revista se hallaban todas aquellas  noticias apartadas del mundo cruel al que le sometía el televisor o como un buen amigo suyo diría, la caja tonta.

Suena el telefono y es la llamada de su madre:

- Tenemos que hablar lo antes posible

-Pero ¿qué ocurre? me estas asustando

-No es nada hija , es solo que...  quiero verte

-Para eso podemos vernos el fin de semana.

-Supongo que tendrás mucho que hacer, no quiero molestarte. Esta vieja tan solo queria un minuto de tu tiempo.

Corine odiaba que las frases que comenzaran con :"Esta vieja..." Aquello quería decir que, algo le rondaba por la cabeza o tal vez que quería darle la paliza con algo. Corine no tenía ganas de escuchar los tópicos de : "¿Cuándo me vas a dar nietos?" o "Para cuando el novio?" era algo que ya conocía de sobras: caras largas y luego para suavizar el tema, alguna broma pesada. Al principio hacia gracia pero se había tomado casi por costumbre y no tenia tiempo de pensar en eso ahora, tenía que buscar un nuevo trabajo y sacar adelante un pequeño proyecto y si después de todo aquello lograba un momento de paz, allí mismo se rendiría al sofá o las palomitas y las películas o a un buen sueñecito que falta de ganas no habría.

Decide dejar a un lado la revista y continuar con la búsqueda de trabajo. Un clic aquí , allá y miles de requisitos varios para un primer puesto. Después de una carrera que se suponía que le iba a dar buenos frutos pero que no había recibido noticias de un solo trabajo.




Pasan dos horas y los clics ya parecen acusarle de desconfianza por no creer en sus posibilidades. << Corine, tú puedes , deja a un lado el miedo>> se dice, pero no cobra el sentido que ella cree que debería de surtir. << Soy apta, Yo puedo, Lo conseguiré...>> se repetía mientras el ordenador mostraba la oferta interesada:

"...Se busca corista para grupo de cinco que sepa cantar, no solo en inglés, con buena presencia, preferiblemente chica para los fines de semana actuar por los alrededores de Barcelona. Se hace proceso de selección. interesadas llamar al numero..."

Aquel no era el trabajo con el que soñaba. Era para lo que había estado viviendo , con lo que vivía y con lo que siempre había pensado trabajar. Quizás no cobrara mucho pero por lo menos le daría la experiencia que necesitaba para ese gran salto. Algunos le llamaron loca, otros le dijeron que aquello no daría de comer a sus hijos, ni pagaría las facturas pero, ella estaba decidida, era lo que le movía y le llenaba el alma de alegría. No podía vivir sin música. A día de hoy no recuerda un solo día que no tuviera una melodía en su cabeza. La encontraba en las cosas más cotidianas pero aquello había pasado a ser una obsesión por poder pagar las facturas que no se pagaban solas. Así que comenzó a deslizar el dedo para buscar otra cosa mas sostenible:

...Camarera de piso, camarera, peluquera, comercial, auxiliar de geriatría ...

Cerró el portatil y se fue a dar una vuelta. Se dió una vuelta por Gaudí , admirando tambien las tiendas, las joyas y los zapatos que a su paso le mostraban las calles. Pronto comenzó a relacionarlo todo con el dinero que no tenía y decidió volver a casa, tomarse un vaso de leche con colacao y mirar series.

No pasó ni una hora y ya estaba dando cabezazos sobre el sofá cuando llaman al teléfono y como puede, alarga el brazo hacia la mesita al lado del sofá:

-¿Corine?

- Sí... soy yo.. - Dice medio ronca

-Somos una empresa dedicada a la elaboración de cereales. Los Chocapic. Buscábamos una persona que nos de publicidad. - Corine no dice nada , pero le parece extraño -A cambio ganará una cuantiosa suma

- Sí claro, y yo soy tomatito el de los Juegos Olímpicos. Iros a timar  a otra persona que yo ... bastante tengo con mi vida para que encima vayan estafando al personal con sus cuentos chinos. - Cuelga de golpe el teléfono

Corine vuelve a acostarse en sofá y pasa la noche allí.

Suena un ruido estridente dese las profundidades de la habitación y tiene que levantarse, muy a su pesar, con el sueño que la hace tambalearse durante el recorrido hacia la habitación. Apaga el despertador, se sienta en la cama, se mira los pies, luego los brazos y se dice a sí misma que hoy va a ser un buen día. Rápidamente programa todo un mes de echar curriculums por todos los bares de la zona y así comienza la primera mañana de muchas.

Durante todo un mes Corine realiza entrevistas, avanza con su proyecto de ropa hecha a mano, y cuando ya parece que va a recibir todo un mes de negativas la contratan en un bar justo al lado de su casa. Corine no se lo puede creer pero ahora comenzará la ardua tarea de aguantar todo un mes hasta poder pagar la luz. Eso significaba todo un mes sin luz al son de las velas. Pero se decía que todo iba a ir mucho mejor a partir de aquello.

Con tanto ajetreo, había olvidado visitar a su madre y eso hizo aquel viernes.
Decide ir de sorpresa.
Coge la linea de metro hacia el Prat y tras una hora caminando por no querer coger el bus llega al piso , sube las escaleras y toca al timbre:

-¡Vaya! eres tu ... no te esperábamos ... eh... pasa, pasa, esto tiene que ser algo bueno... - dice algo misterioso y algo sospechoso

- ¿Por que dices que debe ser algo bueno? ¿ A caso una hija no puede ver a sus padres?- dice Corine

-No es eso. Siéntate Corine, tenemos que hablar de algo muy serio

- Papá , parece como si estuvieras en un funeral ... ¿Dónde está mamá?- Dice mientras mira hacia todas partes

-De eso quería hablarte... Mamá ... está ... está...

-¡Quieres decirlo ya me tienes en ascuas y me estas asustando cada vez más!

-Mamá.... tiene cáncer.

Corine cree haber escuchado mal, cree que su padre se ha confundido , debía ser una broma pesada :

- A ver papá , debes de haberte confundido, no puede ser. ¿Es otra de vuestras bromas pesadas?- dice con el ceño fruncido y a punto de estallar

-No, por desgracia- dice cabizbajo

Tantos días evadiendo el hecho de que ella quería hablar con Corine, la hizo sentir una especie de desazón, de tristeza pero al mismo tiempo, sentía rabia de que aquel bicho pudiera privarla de alguien a quien tanto quería. Era cierto que a veces se metía mucho con su vida,  que a veces podía ser algo asfixiante lo entrometida que era, pero era su madre. Su única madre. Hasta ahora pensaba que el dinero lo curaría o arreglaría todo pero se podía decir que nada podía hacerse con las cosas de la vida excepto vivirla cuando se presenta, dejando a un lado las obligaciones, pues ¿Qué es la vida sin esa familia cercana?

Fin. 


©EL RINCÓN DE KEREN

martes, 12 de septiembre de 2017

Silencio...

¡HOLA, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores!

Ilustración de Idalia Candelas

El comienzo de una relación que comenzó con una ilusión que llenó de cajas el comedor del nuevo piso, anidando los primeros recuerdos de una pareja con futuro. La casa se engalanó con los muebles de la época, los diferentes amigos y familiares siempre venían al lugar para hacerles la visita propia de los fines de semana. Aquel piso siempre estuvo lleno de voces graves, voces agudas y de cuerpos con diferentes caracteres. la llegada de la chiquillada, aumento el bullicio en el habitáculo con las canciones de la tele o la música del momento. Cuando el amor ya no fue suficiente, la casa se llenó de silencio. Un silencio con paz, ella se sentía atraída por la quietud, por la calma que se había depositado después de tantas notas en voz alta, música estridente y discusiones sin sentido. Paz.... Paz de no tener que escuchar el agua correr de entre los platos para lavarlos, ni del aspirador con el ruido que anunciaba el momento de comprar uno nuevo, ni música, ni chiquillos, ni un amor tortuoso. Paz en su inmensa calma de sumergirse en su mente para no pensar en el bullicio, en una conversación que quizás no llegue a nada. Inmersa en su mundo, ella es feliz. No hay cambios, no hay intercambio verbal, solo… Silencio.


©El Rincón de Keren

lunes, 11 de septiembre de 2017

Como aguacero en Septiembre

¡HOLA, mis seguidores, lectores habituales y nuevos lectores!


©El Rincón de Keren

Me miras 
y esbozas una sonrisa
El rubor de tus mejillas
Descubre el amor en tu rostro
Me mantengo en silencio
y en un descuido me robas un beso
tomas mis manos
después mi cintura
nos envolvemos en la fragancia de nuestros besos, allí 
en el sofá
oleada de caricias
el cielo callado
promete derramar lagrimas al sol  
mientras en nuestro nido desprenden los más bellos arrumacos 
entre sonrisa y sonrisa
en un abrazo me recoges en tus brazos
en tu regazo
haciendo olvidar el estruendo en la calle.




©El Rincón de Keren